Entretenimiento

Celebra Día internacional de los museos

Todo cabe en un museo sabiéndolo acomodar, desde los objetos más extraños hasta los más valiosos, pero siempre hay un interesado en conocerlos en cualquier parte del mundo.

Colecciones de fideos instantáneos, vitrinas con cráneos medievales trepanados, carrozas, cabellos, preservativos, basura, brujas, envases de mostaza, saleros, pimenteros, orinales e inodoros forman parte de la oferta de museos poco comunes, pero muy visitados en el mundo.

Para quien ama los museos es previsible que si está en Madrid vaya al Museo del Prado, en Londres al Británico, en París al Louvre, o en México al de Antropología e Historia; pero quien sale de lo común en su recorrido por el mundo va al Museo de los Fideos Instantáneos, el de las Relaciones Rotas o al del Preservativo.

Sin importar el tipo de colecciones exhibidas, estos recintos celebran el próximo sábado, y desde hace cuatro décadas, el Día Internacional de los Museos, una iniciativa del Consejo Internacional de Museos (ICOM), dedicado a concienciar su relevancia como medios para el intercambio cultural.

Las visitas a un museo pueden decidirse en función de la fama por las obras artísticas que acogen o porque destaca su arquitectura, pero no hay duda que el abanico se amplía y quienes resultan más sorprendidos son los visitantes a los recintos más raros por las colecciones que albergan.

Quien se encuentra en Islandia puede ingresar en Reikiavik al Museo del Falo, que incluye más de 300 ejemplares del órgano de diversas especies vivientes y extintas; y si está en Madrid podría recorrer el de carrozas fúnebres o las vitrinas con cráneos medievales trepanados, animales tóxicos o armas homicidas.

Mil trescientos museos en todo México

El impacto de un recorrido por el Museo Universitario de Antropología Forense, Paleopatología y Criminalística de la Escuela de Medicina Legal, en la Universidad Complutense de Madrid, contrasta sin duda con la emoción previsible que despierta una experiencia frente a las obras de Francisco de Goya en el Museo Del Prado, en la misma ciudad.

La Ciudad de México destaca por su variedad con 185 museos, mientras que en el país se estima hay mil 300; pero no se quedan atrás Atenas, Roma, Nueva York, París, Londres, Madrid o Ámsterdam, consideradas entre las ciudades con la mejor oferta museística.

Sólo en 2018, de acuerdo con datos del ICOM, 37 mil recintos ubicados en 158 países y territorios en el mundo se sumaron a las celebraciones por el Día Internacional de los Museos, que este año tendrá como tema “Los museos como ejes culturales: El futuro de la tradición”.

Son múltiples los recintos en el mundo que destacan por el tipo de objetos que muestran al visitante, y es que por definición un museo va más allá de un lugar que exhibe bellas artes o cultura, para incluir todo lugar que adquiere, conserva, estudia y expone al público colecciones, objetos o curiosidades de interés, según el Diccionario de la Real Academia Española.

Y es tanta la afluencia a estos sitios que sólo en 2015 la Asociación de Entretenimiento Temático (TEA, por sus siglas en inglés) reportó que en París el Louvre recibió 8.7 millones de visitantes, el Nacional de China 7.2 millones, el Nacional de Historia Natural en Washington 6.9 millones, y en México el de Historia, del Castillo de Chapultepec 2.6, y 1.96 millones el de Antropología.

La tecnología ha llegado a los museos

La diversidad va más allá de lo histórico y las bellas artes, por lo que no faltan visitas al Trick Eye, en la Ciudad de México, museo que con realidad aumentada y el uso de 3D muestra igual dragones que sirenas; y en el sureste del país, el subacuático de Cancún brinda al espectador esculturas diversas.

En Grecia, el Museo Arqueológico de Atenas es de los más conocidos junto con el de la Acrópolis, pero para los aventurados es imprescindible acudir a Keramikos, el antiguo cementerio de la ciudad que alberga un museo con monumentos funerarios.

También se puede visitar el Museo Táctil donde está prohibido No tocar, una institución que permite a débiles visuales o invidentes tener contacto con la cultura griega.

En Tokio, los cinco edificios que albergan el Museo Nacional facilitan conocer piezas de arte de las culturas asiáticas, aunque sólo en el Museo del Ramen podrá apreciar la colección de fideos instantáneos, que identifica en parte su alimentación.

Algunos son difíciles de entenderlos

En el de la Caligrafía los trazos de la escritura que convencerán que “está en chino” entenderlos.

La tarjeta Pariss Pass permitirá un rápido acceso a los museos más importantes de París, incluyendo el Louvre, D’Orsay, Rodin o Pompidou, pero para quien desee adentrarse en las entrañas de la ciudad Lux, nada mejor que acudir al Museo del Alcantarillado, que con humedad y mal olor ofrece a la venta ratas de peluche como “recuerdos”.

Para el viajero en Estados Unidos, los museos raros van del que muestra más de cinco mil envases con mostazas de 70 países, en Wisconsin, al del Arte Malo, en Massachusetts, el de Saleros y Pimenteros en Tennesse, o el de lo Extraño en Texas, sin dejar de considerar que hay excelentes recintos dedicados al arte, como el Metropolitano en Nueva York, o el Smithsonian en Washington.

Los museos raros o curiosos se ubican por todo el mundo: en Amsterdam, siempre y cuando acredite mayoría de edad, puede ingresarse al Museo del Sexo; en Bangkok puede conocerse a fondo la historia del preservativo.

En Capadocia una colección de 16 mil mechones de cabellos, que aumenta en cuanto el visitante hace uso de las tijeras para dejar su aportación.

España tiene muchos museos que mostrar, y al Guggenheim, el Reina Sofía o el Dalí, se suman rarezas como el de las Brujas en Zugarramurdi.

El Día Internacional de los Museos es propicio para nuevas opciones

Y cuando el gusto es escatológico, está el Museo del Orinal (que incluye escupideras) en Rodrigo, España; si hay interés por la evolución de los inodoros, nada como un recorrido por el Museo Internacional Sulabh, en India, o aún el Nacional del Excremento en la isla Wight, en Inglaterra.

Las colecciones de rarezas siguen: en Bruselas el recinto con más de 600 trajes para el Manneken-Pis (el niño que alimenta la reconocida fuente de Bélgica), en Italia el Museo della Figurina exhibe cromos; en Bolsano está la momia húmeda más antigua en el Museo Arqueológico de Tirol; en Leeds el de collares para perros, el de los aliens en Suiza, y el de Tecnología Jurásica en Los Ángeles.

El Día Internacional de los Museos es propicio para nuevas opciones, y si hay duda, el ICOM ofrece un mapa interactivo con actividades programadas en múltiples recintos: https://livemap.getwemap.com/iframe.php?emmid=9542&token=45DMVKFY0FBGF93I788OQ63HQ#/search@47.565497957689274,2.451944000000026,5.649372966066712

 

NTX/I/LMV/SBE/

Leave a Response

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: